Inicios de la estampa

Quizás la forma mas antigua de imprimir sea el sello. Fabricado de diferentes materiales, civilizaciones tales como la asiría y la romana los utilizaban para imprimir en ladrillos. Y en algunas civilizaciones precolombinas y en la India, se empleaban para decorar telas.

La forma más antigua de estampa, tal como la conocemos hoy en día, parte de la utilización de una plancha de madera como base para la realización de la imagen. Esta técnica recibe el nombre de xilografía (del griego xilos: madera y graphos: escritura).

La utilización de una plancha de madera tallada para la reproducción de imágenes es originaria de China, y se utilizaba para reproducir motivos religiosos. La impresión en madera más antigua de la que se tiene noticia data del 868 D.C., periodo correspondiente a la dinastía Sui. Nos referimos al Sutra Diamante o Diamond Sutra, que fue encontrado en el noroeste de China dentro de una cueva.

Los árabes acercaron el grabado, al igual que el papel, a Europa, pero no fue hasta que Marco Polo, de vuelta de uno de sus viajes a China en él cual trajo consigo muestras de impresiones xilográficas (1295, dinastía Song); que la técnica del grabado empezó a conocerse y extenderse por Europa.

Parece ser que las primeras xilografías sirvieron de modelo para estampar juegos de cartas, aunque en la Edad Media la xilografía fue utilizada para la impresión masiva de imágenes de santos que posteriormente se iluminaban a mano.

La plancha xilográfica más antiguo que se conoce en Europa, fue encontrada en Dijón, es del año 1370 y esta realizada sobre madera de nogal. El primer grabado xilográfico como tal que se conserva es alemán y fue impreso en 1423 Se encuentra en el Museo Germánico de Nuremberg.

Los primeros libros xilográfiados aparecen hacia 1430 en Holanda y Alemania. Se estampaban presionando el papel contra la plancha xilográfica por medio de una almohadilla de cuero rellena de crin. Recordemos que la imprenta no fue desarrollada hasta el siglo XV por Gutenberg.

En los libros xilográficos, el grabado y el texto se realizaban en la misma plancha y las estampas se coloreaban posteriormente a mano.